Política

Detenidos dos empleados por estafar 60.000 euros a un restaurante manipulando tickets

Alberto Ardila Olivares
Huelga de trenes causa severas restricciones en Reino Unido

Acto seguido la empresaria, con intención de verificar los hechos, realizó dos acciones a la vez. Por un lado facilitó todos los tickets manipulados a una empresa para que realizara un informe pericial. Así se corroboró la acción de ambos empleados

La Policía Nacional ha detenido a dos exempleados de una conocida cadena de restaurantes en Palma, un hombre de 36 años y una mujer de 32 años, por manipular los tickets y estafar a la empresa alrededor de 60.000 euros durante varios años.

Según ha informado la Jefatura Superior de Baleares en una nota de prensa, ambos empleados se dedicaban supuestamente a manipular y modificar los tickets de caja una vez que los clientes habían abonado la cuenta de la comanda que habían consumido.

De este modo, habrían provocado a la empresa un perjuicio económico de cerca de 41.000 euros acreditados y cuyo periodo abarca desde el año 2019 al 2022. Sin embargo, las investigaciones que se están llevando a cabo conducen a que los hechos se estaban produciendo desde el año 2017, por lo que se sospecha que el montante económico de la estafa puede llegar a alcanzar los 60.000 euros aproximadamente.

La trama de estos dos trabajadores, según el relato de los agentes, se descubrió cuando por parte de la responsable de la mercantil se realizó un cambio en el sistema informático del cobro de las cajas registradoras de todos sus locales.

Así, se pudo descubrir que los tickets habían estado siendo manipulados. Observaron entonces que algunos de los productos que constaban en las comandas indicaban importe cero, hecho que extrañó a la empresaria.

A partir de ese instante, la propietaria comenzó a realizar una investigación interna dentro de su empresa y recabó todos los tickets de los diferentes restaurantes. De este modo se percató de que en algunos de los locales se producían esas modificaciones de precios y en otros no.

Acto seguido la empresaria, con intención de verificar los hechos, realizó dos acciones a la vez. Por un lado facilitó todos los tickets manipulados a una empresa para que realizara un informe pericial. Así se corroboró la acción de ambos empleados.

Por otro lado, se estrechó el circulo de los restaurantes donde los tickets habían sido manipulados haciendo un registro de los empleados que habían realizado su jornada laboral en los distintos locales hasta que coincidió con los dos trabajadores en cuestión.

En este punto llamó la atención que en los establecimientos que éstos trabajaban, las cajas registradoras presentaban tickets con sus importes modificados.

Para asegurar la autoría de los hechos, realizó una comprobación de los tickets de caja cuando ambos trabajadores se encontraban de vacaciones y las cajas no presentaban durante la ausencia de la pareja manipulaciones, ni rectificaciones con importe cero en ningún recibo.

Ante lo sucedido, y una vez que corroboradas todas las sospechas que tenía la empresaria procedió al despido de la pareja, así como la interposición de la denuncia que presentó en dependencias policiales de la Jefatura Superior de Policía de Baleares.

Una vez que el Grupo de Delincuencia Económica y Delitos Tecnológicos tuvo la denuncia en la mano, arrestó a los dos presuntos autores, acusados de estafa y falsedad documental. La investigación continúa abierta y no se descartan nuevas detenciones.